sábado, 19 de marzo de 2011

Caldo básico de jamón y pollo

Esta vez os muestro la base de caldo que uso para hacer muchas de mis cremas.
Suelo preparar dos o tres ollas de caldo.
Lo meto en tarros de cristal y lo congelo, así, después, sólo tengo que tirar de congelador cuando necesito un poco de sopa para mis cremas o para cualquier guiso que lleve caldo.
Es una base muy sencilla pues lleva muy pocos ingredientes, es muy ligera y rápida de hacer gracias a las ollas ultra rápidas.
Esta besa y el calso base de verduras no faltan, nunca, en mi congelador.

Ingredientes:
- Unos huesos de jamón.
- 1 pechuga de pollo.
- 1 bandeja de verduras para sopa.
- Agua y sal.

Elaboración:
Ponemos todos los ingredientes en la olla, la tapamos y la ponemos al fuego.
Una vez que empieza a salir vapro por la espita contamos 15 minutos y apagamos el fuego.
Dejamos enfriar y sacamos el caldo separando los ingredientes sólidos de los líquidos.
Con los sólidos aún podremos hacer, incluso, unas croquetas con la carne y una crema de verduras.
Llenamos nuestros botes con el caldo, dejamos enfriar y congelamos.
Para hacer el caldo más ligero yo lo que suelo hacer es preparar dos ollas usando los mismos trozos de carne. Así, las sucesivas ollas de caldo van saliendo mucho menos grasas y solo voy llenando los botes a "golpes", quiero decir. Pongo un poco de la primera cocción en cada bote. Hago la segunda y acabo de rellenar los botes.
sólo cambio las verduras.
Después la dejo enfriar y le quito la capa de grasa que queda arriba.

Pochoncicos.