sábado, 22 de mayo de 2010

Grisines con sésamo y pipas



La receta de hoy la he sacado del libro que os muestro en la foto, de la editorial Parragón.
Es un libro dedicado al tema de los panes en panificadora y, francamente, está muy bien.
Me lo compré en Fnac, gracias a un aviso de Paula que, en cuanto lo vió se acordó de mi "obsesión" por los panes.
La foto os la enseñé, ya, el mismo día que cayó en mis manos, pero si alguien no lo conocía ahí teneis la imagen porque "Una imagen vale más que mil plabras".
Aún no lo había "usado", pero dado el resultado de la receta, pronto seguiré con otras.


Hacía días que llevaba en la cabeza probar con estos grisines pero no me decidía.
Esta mañana, como me he despertado a las 6, 30 y ya no me he podido dormir, me he decidido a meterme con la receta.
Como siempre, me falla la forma pero es que no hay manera.... Decididamente, soy una manazas.
A vosotras seguro que os quedan unos colines super estilizados.
A mí me quedan unos palitroques, "estiraos" no demasiado aptos para fotos.....
Pero bueno, lo importante es que salgan bien y ricos y como esos objetivos si que los cumplo....
Pues, oye, complejos fuera y a enseñar mis "zancochos".


Ingredientes:
- 200 ml de agua templada.
- 3 cucharadas de aceite y un poco más para engrasar los grisines.
- 350 grs de harina de Fuerza y un poco más para espolvorear la tabla de amasar.
- 1 1/2 cucharadita (tamaño postre) de sal.
- 1 1/2 cucharadita (tamaño postre) de levadura seca.
- Semillas de sésamo y pipas para adornar.
Elaboración:

Poner los ingredientes en la pani, empezando por los líquidos, seguir con la harina y, en un rincon incorporar la sal y en el rincon de enfrente poner la levadura.
Poner el programa de "amasado, levado" (nº 11 en las moulinex) y dejar que acabe.
Extender la masa en la superficie enharinada y, con el rodillo, aplanar la masa y dejarla como de 1 cm de espesor.
Cortar, la masa en tiras.
Estas se pintan con aceite y, encima se les pone el sésamo o las pipas (al vuestra epetencia).
Poner papel de horno en nuestra bandeja del idem y colocar las tiras de masa, ya pintadas de aceite y espolvoreadas con las semillas. Las dejamos reposar en un sitio abrigado como 15 minutos y las ponemos al horno a 200º unos 10 minutos.
Pasado ese tiempo las sacamos y les damos la vuelta volviendo a meterlas otros 5 minutos para que se acaben de tostar.
Los últimos 5 minutos, yo, he apagado el horno y se me han acabado de dorar con el mismo calor residual



Les hemos "incado" el diente, para el desayuno y estaban estupendos.
El fallo ha sido que, tanto el sésamo, como las pipas, casi no han "agarrado" a los palitos y, como veis, en las fotos, las pipas brillan por su ausencia.
La próxima vez, lo que haré será darles el aceite y poner las semillas antes de cortar la masa y hacer un poco de presión con la mano para intentar que agarren un poco mejor.
El sabor genial, ya os he contado..... Y mis ganas de comer palitos de pipas ya están satisfechas, tanto como mi curiosidad por intentar hacer esto.

Pochoncicos.