miércoles, 6 de enero de 2010

Onigiri y una imagen del "relleno de urgencia" del mini roscón.

Bueno hoy os presento una receta de comida japonesa idónea para los "bento" ya citados en este blog.
Antes de lanzarme a preparar ninguna "bento box", o "Caja bento" (Fiambrera para llevar) tenía que experimentar con las Onigiri, que son uno de los pilares donde se apoya la comida bento.
Parece, y de hecho lo es, un nombre muy exótico, pero, en realidad una receta super sencilla.
Las Onigiri son bolas de arroz (No vale cualquier arroz, sino el redondo) rellenas con multitud de cosas.
Arriba os muestro, primero la primera parte de la bola, con el relleno dentro y, seguida la imagen de como queda una vez qe se ha acabado de recubrir el relleno.
En este caso ha sido un relleno super sencillo. Simplemente unos palitos de surimi, muy típico, también en Japón.
Normalmente, en la parte de fuera de la bola se pone un trozo de alga Nori, pero como no tengo...
Este plato adquiere dos formas tradicionales: Bolas y triángulos. En los triángulos es mucho mas usual ver el alga imitando una extraña cara de algún ser fuera de lo terrenal.
Se puede rellenar de pescado, verduras al vapor, crudités..... Todo lo que pueda dar, de sí, la imaginación.
Es un buen comienzo para ir probando cosicas para el día que prepare la "Bento box".
Con esto va a pasar algo similar a las tapas de Noche Buena y Noche Vieja... Que iré probando cosas diferentes para acabar decidiendome....
Sin más os explico....

Onigiri:

Ingredientes:
- 1 vaso de arroz redondo.
- 3 vasos de agua.
- 1 cucharada de aceite, una pizca de sal.
- Semillas de sésamo ( Opcional).
- Palitos de cangrejo.

Elaboración:

Cocemos el arroz como se ha hecho toda la vida además de ponerle aceite y dejamos enfriar. Cortamos los palitos de cangrejo y reservamos.
Con las manos siempre mojadas en agua hacemos una bola de arroz apretando bien para que se compacte.
Hacemos un hueco en el centro de nuestra bola de arroz y lo rellenamos, en este caso, de palitos de cangrejo.
Cogemos más arroz y agrandamos nuestra bola aprentandola, de nuevo.
ACORDAOS, SIEMPRE LAS MANOS MOJADAS EN AGUA.
Esto lo pongo en mayúsculas porque es super importantísimo.
Si no las tenemos, de contínuo, mojadas, el arroz se pega a las manos y podemos acabar llenando la cocina de arroz.
Ese es todo el misterio de la Onigiri.
La mezcla de sabor del palito y el arroz es estupenda.
Lo cierto es que, hasta hoy, no había provado algo así.
Lo máximo que he hecho ha sido comer ensalada de arroz con palitos, pero, claro, la ensalada lleva vinagre y su arroz no está cocido con aceite. Al menos yo no le pongo cuando prepraro arroz para ensalada.
Esta vez tampoco tenía sésamo así que ha sido algo precipitado hacer las Onigiri, pero doña Tatiana.... Ya la vais conociendo un poco. ¿Verdad?. Jajajajajaja.

En esta foto se aprecia, un poco, la mezcla con los palitos....
Y estas, de abajo, son las imágenes del relleno, de urgencia, del roscón.
Con los dos días que llevo, de hospitales y tal, no he podido ni preparar nada, así que he tirado de unos mousses de chocolate que había por el frigo y la nata que no falte.
Ya había habido un "ratoncico" que le había hincado un dientecillo....
Jajajajajaja.
Aún así me ha hecho rellenarlo así que aquí teneis el "apaño" de última hora.
De sabor, estupendo. Sólo que como ya estaba empezado he tenido que hacer algún estropicio porque se había cortado pelin mal. (Yo no he sido...).
Jajajajajajajaja.
El próximo roscón uno de los que os veo.
Palabrica del Niño Jesús.

Pochoncicos.