viernes, 19 de febrero de 2010

Mini pudings de carne y chatar

Tenía, yo, en el frigo un poco de carne picada, ya frita con una puntica de ras el hanout y ya empezaba a funcionar mi "Pepito grillo cocineril".....
"¡ Que se te va a estropear..... Piensa algo.....!".
Y, como el día anterior había preparado los mini pudings de romanescu y aún quedaba, también, una puntica Chatar que también me estaba poniendo "de los hígados", se me encendió la bombilla, de nuevo.....
¿Porque no hacer otro mini pudings de carne y chatar?.
Y pensado y hecho....
Empecé a mezclar las cosas típicas para un puding, pero no me acababa de convencer la textura (como siempre), así que, además de los ingredientes normales de un puding ( que luego os cuento....), le metí unos 100 grs, de soja texturizada.
El resultado aquí lo tenéis.
Lo hice minis porque pensé.... "Si los hago minis, con dos, para cada una, tenemos suficiente y, el resto al "bolso de mariwivith"...."
Jajajajajajajaja.
Desde luego la bandeja, para muffins, de Mese ha sido todo un regalazo porque le estoy dando un
ferrete.....

Mini pudings de carne y chatar.

Ingredientes:

- La carne picada y frita que tenía en el frigo ( Unos 250 grs.).
- 100 grs. de chatar a la plancha.
- 3 rebanadas de pan de molde.
- 2 huevos.
- 200 grs. de leche.
- Un buen chorretón de tomate frito.
- 1 cucharadica (tamaño café) de pimentón dulce.
- 100 grs. de soja texturizada.
- 100 grs de queso fresco.



Elaboración:

Primero poner a remojo, durante 30 minutos la soja texturizada.
Mezclar la carne picada y el chatar.
Batir el pan de molde, la leche, los huevos y añadir el pimentón y su pizca de sal.
Escurrir la soja e incorporarla.
Poner, en nuestra mezcla la carne y el chatar y añadir el queso fresco, cortado en dados.
Mezclar todo con una cuchara para que quede con textura.
Poned aceite y un poco de harina en los moldes para que no se pegue la masa.
Llenad los moldes sin que sobre salga la masa pues, ya sabéis que "crece".
Después al horno unos 45 minutos a 180º o, como siempre, hasta que, pinchando con una brocheta o cuchillo, este salga limpio.
Servid la cantidad que vayáis a comer y, el resto, envolvedlos en papel de aluminio y al "bolso de mariwivith".
Jajajajajajajajajajaa.
Así, un día que estéis perezosas, o que tengáis una visita inesperada o una de esas mil cosas que pueden pasar en una casa, podéis sacar unos mini pudings y apañarlos como mejor os parezca.
Con una salsa, con ensalada..... Lo que os de la cabeza....

Ayer, yo, los puse con unas hojas de lechuga y unos tomates.
Primero lo había pasado por el horno con un pelín de queso para fundir y a correr.
¿Es mala solución o qué?.
Y ya no os digo nada si también sacáis unos mini pudings de verduras o, como los míos de romanescu.....

Pochoncicos.

Por cierto....
¿Alguien puede decirme donde llevar a arreglar un corta- césped en Zaragoza?.